Todos los productos que tu mascota necesita con envíos ¡GRATIS! a partir de 29€
¿Cómo elegir transportín para mi mascota?

El transportín para mascotas es un accesorio imprescindible si vas a viajar en coche, avión o cualquier otro medio de transporte. Si aún no cuentas con un transportín para tu mascota, te interesa seguir leyendo este post, en el que te damos las claves para que sepas qué tipos de transportines hay y cómo medir a tu mascota para que la elección sea todo un éxito.

VARIEDADES DE TRANSPORTINES

En el mercado existen muchas opciones de transportines diferentes: rígidos, acolchados, tipo bolso… Cada tipo de transportín será más conveniente para un uso determinado por lo que, es importante que te plantees para qué lo necesitas.

Viajar en avión

Es importante que esté homologado y que cumpla con la normativa de la IATA (Asociación Internacional del Transporte Aéreo). No obstante, como ocurre con el equipaje de mano, puede que cada compañía aérea tenga unas normas distintas respecto al tamaño. Por lo que lo más conveniente es contactar con ellas antes de viajar y asegurarnos qué requisitos de tamaño y peso son necesarios. Una vez hecho esto, lo que te servirá como regla general será cumplir con estos requisitos:

Resistencia

Elige un material resistente y ligero, como el plástico. En el mercado hay gran cantidad de modelos, incluso realizados con plásticos reciclados.

Ventilación

Considera que dos tercios de la superficie del transportín deberían ser espacios de ventilación.

Cierre seguro

No queremos que la puerta del transportín se abra durante el viaje, así que asegurémonos de que el cierre es seguro. Para perros grandes los hay incluso con cierres dobles. Además, debes asegurarte que la cabeza de tu pequeño amigo no cabe por ningún agujero de la rejilla de la puerta.

Suelo impermeable

Es lo más adecuado para los viajes.

Viajar en coche

Hay numerosos sistemas de anclaje para viajar en coche con nuestro perro: arneses, cinturones de seguridad, barreras… Sin embargo, lo más seguro y recomendable es el uso de un transportín y, si es posible, colocarlo en el suelo, detrás del asiento del copiloto o en el maletero debidamente anclado y en sentido transversal a la dirección de la marcha. Puedes consultar la normativa DGT para el viaje con mascotas en nuestro blog Consejos para viajar con nuestra mascota según la DGT”.

Si viajas con un perro pequeño o un gato y el viaje es corto puedes recurrir a un transportín semirígido, pero ojo, porque esto hará que sea menos seguro para tu mascota en caso de accidente. Eso sí, asegúrate siempre de que el transportín esté bien cerrado y que mantenga una ventilación adecuada. Para viajes en transportes públicos, siempre será más recomendable el uso de un transportín rígido.

Trayectos a pie

Normalmente se realizan con razas pequeñas, mini o gatos. Son trayectos cortos por lo que no es necesario un transportín demasiado voluminoso y pesado. En este tipo de trayectos lo más recomendable es usar uno tipo bolso, acolchado. Los hay de muchos tipos como los de tipo bolso, mochilas y hasta trolleys con ruedas, para no cargar demasiado peso. En este caso, buscaremos la máxima comodidad de nuestro amigo.

Y ahora que ya sabes los tipos de transportines que existen según su uso, vamos a darte las claves para que puedas elegir la medida correcta:

Medidas de un transportín

Como norma general deberíamos escoger uno en el que nuestro perro pueda estar tanto sentado como de pie, y que también le permita girar libremente o permanecer tumbado.

Para elegir el tamaño correcto deberás medir a tu mascota y aplicar una sencilla fórmula.

Coge el metro y síguenos!

A: Medida desde la punta de la nariz hasta la base de la cola.

B: Altura desde el suelo a la articulación del codo.

C: Anchura entre los hombros.

D: Altura del perro estando de pie, desde la parte superior de la cabeza o puntas de las orejas hasta el suelo.

Una vez tenemos estas 4 medidas estamos a un paso de resolver la ecuación.

Aplica la siguiente fórmula:

A+0,5xb= Longitud

Cx2= Anchura

D= Altura

Y ya está! Tienes las medidas exactas que necesitas para elegir el mejor transportín para tu mascota!

Buen viaje!

Medidas de un transportín

Como norma general deberíamos escoger uno en el que nuestro perro pueda estar tanto sentado como de pie, y que también le permita girar libremente o permanecer tumbado.

Para elegir el tamaño correcto deberás medir a tu mascota y aplicar una sencilla fórmula.

Coge el metro y síguenos!

A: Medida desde la punta de la nariz hasta la base de la cola.

B: Altura desde el suelo a la articulación del codo.

C: Anchura entre los hombros.

D: Altura del perro estando de pie, desde la parte superior de la cabeza o puntas de las orejas hasta el suelo.

Una vez tenemos estas 4 medidas estamos a un paso de resolver la ecuación.

Aplica la siguiente fórmula:

A+0,5xb= Longitud

Cx2= Anchura

D= Altura

Y ya está! Tienes las medidas exactas que necesitas para elegir el mejor transportín para tu mascota!

Buen viaje!

Encuentra el transportín ideal para tu mascota:

Producto añadido a la lista de deseos
Producto agregado para comparar.